# Ensayo sobre la ira

Böcklin-Autoretrato

Soy la miasma del cosmos que resuena en la psique del hombre como un meningioma. Primero, sonoramente como el desgarre de un octabajo que anuncia una fatal perturbación. Vibro cacofónicamente de un modo tan inquietante capaz de encender los átomos de las emociones más lóbregas, hasta corromper su materia en cenizas brazas que se encaraman por tus cálidas venas como monzones del Apocalipsis que hierven la sangre.

Leer más…

# La tragedia y sus héroes

Remordimiento de Orestes

…Un nuevo comienzo: 19 de septiembre de 2017. Los mexicanos hemos sido conmovidos por la destrucción de múltiples espacios en la Ciudad de México y otros lugares en los estados de Morelos, Puebla, Chiapas, Oaxaca y Guerrero. Quienes lo hemos vivido, existimos en la espacialidad de un ser para la muerte, es decir, una disposición afectiva fundamental que nos compromete en el cuidado común de la vida y por la vida como el centro sagrado de la acción humana. Hoy, los ciudadanos afectados recordamos que no únicamente vivimos, sino también existimos.

Leer más…

# El resplandor

diogenes-and-alexander-the-great

I. La puesta en escena

Uno de los más ingentes relatos históricos que subsisten hasta nuestros días es aquel que da cuenta del intercambio entre Alejandro Magno y Diógenes el Sínope. Se cuenta que, tras la conquista de Atenas, estando el joven rey en Corintio se entregó, deseoso, al encuentro público con el patriarca de la vida plebeya. El quínico se encontraba contemplando el sol cuando Alejandro Magno se plantó frente a él y la conversación prosigue más o menos de la siguiente manera: Leer más…

# a Pagliaccio

Kokocinski, Tribuno, profeta o pagliaccio-2014

Alessandro Kokocinski, Tribuno, profeta o pagliaccio, 2014

 

Yace abotagado con su alma ensimismada.

con su peluquín en la mano al clamor de una llamarada,
la nariz que enrojece ante el olor de lo sagrado,
los rombos de su ropa forman un presente desgarrado,
una forma doblegada se asoma detrás de su sonrisa maquillada.
y esos globos que deambulan por el cuarto como universos desolados.

El fuego alumbra,
su piel corroe, la sangre corre,

¿Pues dónde vive el payaso si la vida no dio ningún derecho?
Allende donde el ser barrunta.

Xaus Kahal, ® [Derechos reservados]

# El retorno de lo reprimido

Jacques Louis David, l'intervention des sabines, 1799

Jacques Louis David, l’intervention des sabines, 1799

Los burgueses gritaron ¡Naturaleza!  ¡Naturaleza! como lema del alzamiento contra la aristocracia. Hoy las clases enfurecidas gritan desesperadamente ¡Naturaleza! ¡Naturaleza!, en contra de un capitalismo imperial. Ellos en cambio, nos responden al grito ¡Naturaleza! ¡Naturaleza!, como un nuevo branding. El más exitoso de los últimos tiempos para el mercado más formidable que la historia haya jamás conocido: the market of your own existence.

# Kaleidoscopio

Thanka 21

Kalachakra Mandala, Arte Tibetano.

Con relativo éxito, ya he negado la imagen del hombre en más de tres ocasiones. Ahora he escuchado tu voz en sueños diciendo -!Levántate y creen en mi! Mientras, miro la totalidad de mi silueta a través del espejo, esta vez sin estadios ni espectadores, únicamente ante la presencia de mi voluntad indomable. Tanta seguridad en mi, me intimida hasta el punto de reír. Leer más…

# El órgano de la fe

Rembrandt, Lección de anatomía del Dr. Nicolaes Tulp, 1632

Rembrandt, Lección de anatomía del Dr. Nicolaes Tulp, 1632

-!La cirugía fue todo un éxito¡-, dijo eufóricamente el doctor Nietzsche. -!Hemos logrado remover el órgano de la fe. Por su cuerpo ya no segregará más la bilis de la mala conciencia!

Leer más…

# El festín

Remedios Salas Trujillos, Gente Saliendo del Fuego, 2007

Remedios Salas Trujillos, Gente Saliendo del Fuego, 2007

Después de leer que Platón dijo que el precio de desentenderse de la política es ser gobernados por una horda de imbéciles, Nietzsche cerró el libro, se zurró sobre él y le prendió fuego; los gigantes se acercaron, rodearon la fogata y celebraron. El Festín había comenzado, cuando llegaron los pequeños hombres, mediocres todos ellos a interrumpir con llantos y lamentos; más uno de ellos manifestó su deseo por aprender de los mejores… Y el gigante reconoció con que ligereza es posible fustigar al hombre, haciéndolo renunciar a su comodidad y accedió a dialogar con él…

Leer más…

# Carta al Presidente Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos

Aurélio de Figueiredo, Abdicación de Pedro I de Brasil, 1831

Aurélio de Figueiredo, Abdicación de Pedro I de Brasil, 1831

Honorable Ciudadano Enrique Peña Nieto

Presidente Constitucional de los Estados Unidos Mexicanos

Existimos quienes todavía creemos que las epístolas son vehículos amorosos que permiten aventurar las ideas provenientes del exterior en la imaginación del intérprete, hasta el punto en que idea y fantasía se funden en un mismo acto de creación de ser, como aquello que constituye la esencia y función de la humanidad.

Leer más…

# La fosa del soberano

Arnold Böcklin: Die Toteninsel (1833) Tercera versión

Arnold Böcklin: Die Toteninsel (1833) Tercera versión

Hay sobre un mundo plano un cementerio gigante. Es redondo, y desolado. Su nombre ya nadie recuerda… Alguna vez fue patria. Su forma es desfigurada por las complejas cuadraturas de sus tumbas, unas más cuadradas que otras, que en su disposición forman un laberinto indescifrable.

Yace en su centro una enorme fosa, sobre la cual todas las demás lápidas están ordenadas al más burdo gregarismo, unas sobre otras. La desordenada formación de esta casa habitacional, a modo de encimamiento, denuncia esa mentada negación de la vida del otro. No hay confín en este cosmos, ni en el más allá, que escape al vitalismo de Tanatos. Ese laberinto no conoció la paz.

Leer más…